¡Gatos, gatos en todas partes!

Estoy bastante orgulloso de presentar mi arma definitiva, porque según mis cálculos ¡Este plan es imposible de falle! Ni mi querida amiga corazón de piedra me podrá decir que no después de ver esto, además aprovecho de avisar que vean estas fotografías con cuidado porque son tan dulces, pero tan dulces que te pueden causar diabetes ¡Con tan solo verlas!











¿Verdad que tenía razón y ahora nadie puede decir que no?
Pdta: Ahora sé como se sintió Víctor Frankenstein 🙂

Leave a Reply